Actual Ley de pensiones en Jalisco, y resumen de las anteriores

Actual Ley de pensiones en Jalisco, y resumen de las anteriores

En el artículo “Evolución del sistema de pensiones en Jalisco” publicado en el Boletín Técnico de nuestro Colegio, correspondiente al mes abril 2018, enumeré las principales características de la Ley de Pensiones para el estado de Jalisco que estuvo vigente en diferentes épocas, las cuales se promulgaron desde el año 1939 y hasta la de 1987. En dichas disposiciones se establecieron los porcentajes de aportación del afiliado y el correspondiente al ente público; así como la base de cotización y diversos requisitos para tener derecho a una pensión.

Por lo anterior, a continuación presento en forma resumida, y como antecedentes, lo más relevante.

Decreto No. 4486: aportación afiliado: según la edad, del 3.00% al 5.00%; aportación del ente público $10,000 anuales durante los primeros 3 años de la entrada en vigor de la ley.

Requisitos para pensionarse: 60 años de edad y 35 años de servicio; se calculaba al 2.50% sobre sueldo promedio mensual, por el número de años de servicio. En caso de devolución de aportaciones, sí contemplaba intereses.

Decreto No. 5904: aportación afiliado: 5.00%; el ente público 2.50%.

Requisitos para pensionarse: 60 años de edad, 30 años de servicio, y cotizar por lo menos 3 años; se calculaba al 60.00% sobre sueldo mensual que percibiera al momento de solicitud. No existía la continuación voluntaria al Fondo de Pensiones. La devolución de aportaciones no contemplaba intereses.

Decreto No. 8087: aportación afiliado: 5.00%; el ente público 2.50%. Cualquier trabajador podía afiliarse, aunque no fuera burócrata.

Requisitos para pensionarse: 60 años de edad, 30 años de servicio, y cotizar por lo menos 3 años; se calculaba al 85.00% sobre sueldo mensual que percibiera al momento de solicitud. No existía la continuación voluntaria al Fondo de Pensiones. La devolución de aportaciones no contemplaba intereses.

Decreto No. 9559: aportación afiliado: 5.00%; el ente público 3.00%. Se excluyeron a trabajadores que no fueran burócratas.

Requisitos para pensionarse: por años de servicio: 55 años de edad, 30 años de servicio, y cotizar por lo menos 30 años; se calculaba al 100.00% sobre sueldo mensual que percibiera al momento de solicitud. Por vejez: 65 años de edad, 20 años de servicio, y cotizar por lo menos 20 años; el importe de la pensión se calculaba desde 15 años de servicio le pagaban 50% del sueldo; y así hasta tener 30 años o más de servicio, el monto de su pensión llegaba al 100% de su sueldo.

Se incluye la continuación voluntaria en el Fondo de Pensiones; el trabajador cubría mensualmente el 8.00% sobre el monto del último salario percibido. La devolución de aportaciones no contemplaba intereses.

Decreto No. 9779: aportación afiliado: 5.00%; el ente público 5.00%.

Requisitos para pensionarse: a cualquier edad, 30 años de servicio, y cotizar por lo menos 20 años; se calculaba al 100.00% sobre salario base que percibiera al momento de solicitud.

En la continuación voluntaria en el Fondo de Pensiones; el trabajador cubría mensualmente el 10.00% sobre el monto del último salario percibido. La devolución de aportaciones no contemplaba intereses.

Decreto No. 12697: aportación afiliado: 5.00%; el ente público 5.00%.

Requisitos para pensionarse: a cualquier edad, 30 años de servicio, y cotizar por lo menos 20 años; se calculaba al 100.00% sobre salario base que percibiera al momento de solicitud. Se entrega gratificación anual equivalente a un mes de pensión. Se tiene derecho a asistencia médico quirúrgica, farmacéutica y hospitalaria. Se precisa quiénes son los beneficiarios del pensionado.

En la continuación voluntaria en el Fondo de Pensiones; el trabajador cubría mensualmente el 10.00% sobre el monto del último salario percibido. La devolución de aportaciones no contemplaba intereses.

Ley actual de pensiones

De la ley que actualmente está vigente, destaco lo siguiente:

Decreto No. 22862/LVIII/09: desde el año 2017 en adelante, la base de cotización es el sueldo tabular de los afiliados.

Las aportaciones son del 32.00%: trabajador: 11.50%; ente público: (regular: 11.50%; vivienda: 3.00%; adicional: 6.00%) = 20.50%

Requisitos para pensionarse: 65 años de edad, 30 años de servicio; se calcula al 100.00% sobre salario tabular promedio de últimos 3 años.

El monto se calcula con el promedio del sueldo tabular disfrutado en los últimos tres años de servicio inmediato anterior a la fecha de la baja del trabajador; el pago es el equivalente al 100% de la base determinada, sin que exceda de 35 veces el salario mínimo general mensual vigente en la Zona Metropolitana de Guadalajara. En 2018: $88.36 x 30.4 x 35 = $94,015 tope máximo.

En la continuación voluntaria en el Fondo de Pensiones; se requiere antigüedad de por lo menos 4 años en el régimen obligatorio y causar baja; el trabajador cubrirá mensualmente el 29.00% sobre el monto del último sueldo tabular percibido. La devolución de aportaciones no contempla intereses.

Se entrega gratificación anual equivalente a 40 días de su pensión. Se tiene derecho a asistencia médico-quirúrgica, farmacéutica y hospitalaria. Se precisa quiénes son los beneficiarios del pensionado.

Establece que las controversias entre el Instituto y las entidades públicas patronales serán resueltas por el Tribunal de lo Administrativo de Jalisco; y las disputas entre el Instituto y sus afiliados, pensionados y beneficiarios serán resueltas por el Tribunal de Arbitraje y Escalafón de Jalisco.

El entero extemporáneo de las aportaciones y retenciones causará actualización y recargos, y será motivo de responsabilidad administrativa.

Las prestaciones y servicios que otorga el régimen son: pensiones; prestaciones económicas derivadas de la muerte del pensionado o del afiliado; préstamos; arrendamiento y venta de inmuebles; prestaciones sociales y culturales; y, servicio médico a sus pensionados y beneficiarios.

Se confirma que quedan excluidas de la aplicación de la presente ley, las personas que presten sus servicios mediante contratos por tiempo y obra determinada; las personas sujetas a contratos de la legislación común; quienes presten sus servicios con el carácter de honoríficos, meritorios, voluntarios, prestadores de servicio social o cualesquiera otros análogos.

La base de cotización es el sueldo tabular que los afiliados. Las aportaciones son:

Trabajador:11.50%
Ente público: (Regular: 11.50%; vivienda: 3.00%; adicional: 6.00%)20.50%
Total de aportaciones sobre el sueldo tabular:32.00%

El 3.00% para fondo de vivienda es para otorgar créditos de tal naturaleza; no constituye cuenta individual; no es susceptible de abono a préstamos del trabajador, de incorporación a su fondo de pensiones, ni de devolución alguna. Sólo forma parte del fondo general, solidario del Instituto.

Los fondos de aportación patronal constituyen un patrimonio general y colectivo para su administración en beneficio de sus afiliados, para garantizar las pensiones y prestaciones actuales y futuras, según principios de solidaridad social.

No forman parte del patrimonio individual de los afiliados ni constituyen cuentas personalizadas de un fondo de ahorro, por lo que sólo procederá la devolución de las cuotas pagadas directamente por el trabajador. Las aportaciones de fondo de vivienda no son materia de devolución.

Solicitud de devolución no incluye

La solicitud de devolución no incluye las cuotas aportadas bajo el régimen voluntario por el trabajador, en la proporción que corresponde a la cuota patronal o al fondo de vivienda. Por consiguiente, quedan en beneficio del fondo solidario las cotizaciones en el porcentaje correspondiente a la parte patronal.

Se establecen los requisitos para la pensión por invalidez, por viudez y orfandad, muerte, servicio médico, créditos a corto y mediano plazo, créditos hipotecarios, etc.

Para tener acceso al régimen voluntario se requiere haber cotizado cuando menos cuatro años en el régimen obligatorio del Instituto; haber causado baja en el régimen obligatorio; y presentar solicitud ante el Instituto, dentro de los seis meses calendario posteriores a la baja o licencia.

La cuota se calcula sobre el sueldo tabular que el afiliado venía cotizando al momento de su baja o licencia en el servicio.

Las acciones de los afiliados, pensionados y sus beneficiarios, para demandar el pago de prestaciones instantáneas, que no sean de tracto sucesivo, prescribirán en el término de cinco años, contados a partir de la fecha del hecho que dio origen a la obligación.

Si los haberes derivados de la pensión no son solicitados, demandados, reclamados ni cobrados, caducarán en dos años a partir de la fecha en que debieron recibirse, incluyéndose en este rubro las gratificaciones anuales y los gastos funerarios.

Conclusión

Las entidades federativas, la mayoría de los municipios y muchas universidades públicas tienen sus propios esquemas de pensiones.

Son más de 250 modelos con los cuales se otorga esta prestación, y por ende, no existe la posibilidad de una coordinación efectiva y eficaz a nivel nacional entre los entes públicos; algunos de estos tienen convenios con el ISSSTE o el IMSS; y en bastantes municipios las pensiones se pagan con gasto corriente, lo cual no es recomendable.

En consecuencia de lo anterior, algunos de los programas de pensiones están sometidos a fuertes presiones financieras y el nivel de solvencia es muy diversa tanto en los estados como en las universidades; por lo tanto, debido al rápido ritmo de envejecimiento de la población en México y en específico en Jalisco, en un plazo de entre 10 y 15 años los entes públicos que no tienen bien estructurado y definido su esquema de pensiones podrían tener problemas para solventar sus compromisos en esta materia.

Del análisis de las leyes de pensiones que estuvieron vigentes en Jalisco podemos apreciar que la primera de ellas, vigente del día 24 de enero de 1939 al 31 de diciembre de 1953 (15 años), estableció el derecho de recibir intereses tomando como base el importe de las cuotas aportadas por el afiliado; las leyes posteriores no incluyeron esta ganancia.

En un documento que presenté al Congreso del Estado de Jalisco, en el mes julio de 1996, propuse que se modificara la ley para ordenar que la devolución de los fondos aportados por los afiliados a la entonces Dirección de Pensiones del Estado, se efectuara considerando el factor de actualización conforme al Índice Nacional de Precios al Consumidor INPC y al resultado agregar el interés generado por cada una de dichas aportaciones actualizadas, de tal suerte que el afiliado recibiría su inversión a valor presente y con la ganancia financiera correspondiente. No trascendió mi propuesta.

De acuerdo con la actual ley, al momento de solicitar la devolución, el afiliado únicamente tiene derecho a reclamar, a valor histórico, sus aportaciones efectuadas desde que inició la relación laboral con los entes públicos, lo cual no parece ser justo porque esas cantidades no tienen el mismo valor adquisitivo, están depreciadas; y por otra parte, no generaron ninguna utilidad financiera durante el tiempo que el Instituto de Pensiones retuvo el dinero.

Por lo que respecta a las aportaciones patronales, éstas están destinadas como fondo para financiar préstamos; adquisición de terrenos e inmuebles ya sea para su posterior venta o arrendamiento; y para lo principal, solventar el pago de las pensiones a los afiliados que cumplan los requisitos para ello y se autorice su pago.

Caso especial lo representa la continuación voluntaria en el sistema de pensiones de Jalisco, porque el afiliado que lo solicite deberá pagar lo correspondiente a la cuota como si aún fuera trabajador y las del patrón, con excepción del 3.00% que está destinado a “Vivienda”; total 29.00% del promedio del sueldo tabular de los últimos 3 años, y únicamente recuperará, en su momento, el 11.50% del dinero pagado. No parece ser buena opción de inversión.

“Vivienda”; total 29.00% del promedio del sueldo tabular de los últimos 3 años, y únicamente recuperará, en su momento, el 11.50% del dinero pagado. No parece ser buena opción de inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *